Cine y TV

El último clavo en el ataúd del cine tradicional.

La decisión de Disney de lanzar la película de Mulan de Niki Caro directamente a su servicio streaming, ha despertado reacciones disparejas....

Aglaia Berlutti Written by Aglaia Berlutti · 3 min read >

La decisión de Disney de lanzar la película de Mulan de Niki Caro directamente a su servicio streaming, ha despertado reacciones disparejas. Desde la incredulidad por el precio del alquiler premium del film en la plataforma, hasta el malestar de los dueños de cines independientes por perder dinero, tiempo y promoción en promoción, la vuelta de tuerca de la larga historia del calendario de uno de los estrenos más esperados del 2020 se vuelve más compleja por minutos.

Hace unos días, se hizo viral el video en el que puede verse al dueño de un cine independiente francés, destrozando un póster de Mulan de Niki Caro, una vez que se hizo pública la noticia que la película llegaría directamente al servicio por suscripción streaming. Gerard Lemoine, el preocupado propietario del local insistió en que el clip y en las entrevistas que ofreció después que la estrategia de la factoría del Ratón Mickey era sin duda “devastadora y muy grave” para los cines no sólo en Francia, sino a nivel mundial. 

¿Lo es? En realidad, si tomamos en cuenta que la mayoría de los dueños de cine esperaban que el estreno conjunto de Tenet de Christopher Nolan y Mulan pudieran permitir una reapertura limpia de numerosos cines a pequeños y sin relación con las grandes cadenas, podría decirse que no sólo la decisión de Disney pone en jaque el futuro del cine como lo conocemos a mediano plazo sino además, cuestiona seriamente la capacidad de los locales que subsisten gracias a las programaciones anuales de estrenos para sobrevivir a la pandemia.

Deadline recoge buena parte de las reacciones a nivel del mercado estadounidense, para quienes la decisión ha sido un considerable mazazo, tomando en cuenta que se esperaba que la llegada a la gran pantalla de Tenet pudiera de una forma u otra, contribuir a la idea que el cine puede enfrentarse a la situación de emergencia sanitaria que atraviesa el país. El dueño de un Dine — in (la combinación entre cine y servicio de comida rápida), apunta a que la mayoría del ramo, está convencido que Disney sólo intenta salvaguardar sus ganancias, sin compartir los beneficios del estreno de Mulan con el resto de la cadena de distribución y proyección que sostiene de una forma u otra, la industria. “Piénsalo bien: si el 10% de sus suscriptores compra ‘Mulan’, Disney hace 181 millones de dólares. Si el 50% alquilan ‘Mulan’, ¡son 906 millones! ¡Es dinero que Disney se queda íntegramente!” expresó la fuente, que no quiso revelar su nombre. 

Por supuesto, no le falta la razón: si se lleva a cabo un análisis, Disney no necesita correr el riesgo de estrenar Mulan en condiciones que podría poner en riesgo sus ganancias y que además, estarían en medio de una complicada red de probabilidades en la que la compañía tendría todas las de perder. ¿Qué ocurriría si Mulan llega a los cines y debiera ser retirada en mitad de un repunte de la pandemia? En EEUU la curva de contagios no hace más que aumentar y es evidente que la situación se hace cada vez más confusa y en general, dura, para buena parte de las salas de cine que no dependen de una red central. 

Además, está el hecho que la reapertura implicará medidas extraordinarias que disminuirán las posibilidades de Mulan de recuperar la inversión: las funciones serán espaciadas — para permitir la desinfección de salas -, además que no en días consecutivos. Tampoco tendrán el mismo número de asistentes debido al retiro de butacas y si a esto contamos, el hecho que las encuestas sugieren que el público no volverá de inmediato a las salas por temor al contagio, queda claro que la posible exhibición de la película podría correr el riesgo de convertirse en un golpe financiero que Disney no estaría dispuesto a afrontar de inmediato.

Un costo alto.

También, está el hecho, que Disney parece estar asegurándose que su película sea un éxito, cual sea su calidad, además de beneficiar con su llegada a la plataforma de Disney Plus, que en la actualidad atraviesa un periodo complicado de estrenos. Combinadas ambas cosas, convierten la decisión en algo evidente y necesario a pesar de su aparente crueldad. Con casi 85 millones de suscriptores alrededor del mundo, que al menos 20% del público adquiera la película (que se venderá a un precio de $29,99) convertiría a la película en un éxito.

Los precedentes no faltan: Universal logró un fenómeno semejante a finales de abril, cuando recaudó 100 millones de dolares en tres semanas gracias al estreno VOD de ‘Trolls 2: Gira Mundial’, una cifra que según The Wall Street Journal es muchísimo mayor a lo que podría esperarse de sus ganancias brutas en la sala de cine. 

Para Eric Handler, de la consultora de mercado estadounidense MKM Partners, se trata además de una decisión a futuro que Disney contempla, en medio de la incertidumbre y la incapacidad de buena parte del mercado de predecir el comportamiento pospandémico en la industria cinematográfica. “Definitivamente, es una señal de los tiempos en que vivimos. Disney ha sido el mayor defensor de la ventana cinematográfica durante los últimos años, y saben cómo aprovechar al máximo todas las ventanas. Tendremos que ver qué ocurre. Cuanto más exitosos sea, más tendrán que pensar en el servicio de streaming como su propia plataforma VOD. 

Todo esto ocurre, mientras las acciones de Disney han caído un 19% debido al cierre de parques y todo lo relacionado a su incapacidad para llevar a cabo su apretada agenda de estrenos el año. Para la compañía, la posibilidad de un fracaso de taquilla, sería impensable y mucho menos en condiciones económicas complicadas que sostienen de una manera u otra, la concepción del cine entretenimiento a bajo costo. De modo que Mulan podría ser una medida especial para recuperar liquidez de forma inmediata y además, dejar claro que la plataforma estreaming de Disney, es una opción viable para el llamado cine virtual.

¿Será Mulan un caso único o se unirán a la medida el resto de los estrenos del estudio? Sólo queda esperar. 

Written by Aglaia Berlutti
Aglaia Berlutti es abogada, fotógrafa y escritora, ha dedicado buena parte de su trabajo profesional en ambas disciplinas a la profundizar en la iconografía femenina, con especial énfasis en la mujer que crea y la divinidad femenina. Actualmente se desempeña como profesora de Autorretrato, fotografía en Film e historia de la fotografía en Venezuela en la Escuela Foto Arte, fotógrafa independiente y editora en la revista dedicada a la temática del horror Penumbria de México. Profile

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *